Páginas vistas en total

domingo, 31 de julio de 2011

La Constitución de 1994 y el artilugio de la CABA (Segunda parte)

A minutos del cierre de los comicios en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (un artilugio), donde se impuso Mauricio Macri como candidato a Jefe de Gobierno, cabe reflexionar acerca de la “autonomía porteña”. La Ciudad-Estado nacida de la Constitución de 1994, generando un status jurídico al Distrito Federal a contramano de la Ley de Federalización de 1880, eligió a través del voto popular a su quinto Jefe de Gobierno (un nombre rimbombante que reemplaza al de intendente).-
Las características de este distrito electoral, cargado de actitudes contrarias a los intereses de las provincias, con una población clasista aunque no combativa, salvo que le toquen sus ahorros, con fuerte creencia a ocupar un lugar preponderante en la Argentina por sobre el de los habitantes de las provincias, avanza sin más, a cristalizar el sueño de la patria unitaria-conservadora.-
La renta aduanera, la verdadera riqueza del distrito, cuyo mascarón de proa es el puerto, hasta ahora no ha sido traspasada del Gobierno Nacional al artilugio autónomo. Nótese, que hablamos de artilugio, porque es una trampa, una artimaña, algo que se difundió como un logro para los habitantes de la CABA, que alcanzaban mayor participación democrática al elegir a su intendente. Una acción de distracción, ya ningún titular del Poder Ejecutivo Nacional utilizaría el dedo para nombrar al titular del ejecutivo local, cuando en realidad se habilitaba a la discusión acerca de quien administraría los recursos y sería el dueño de éstos. No es moco de pavo, se trata del 11% del PIB, una cifra exorbitante que pertenecía sin ninguna duda a la Nación, de acuerdo a la Constitución de 1853 y la Ley de Federalización de 1880. Esta realidad, nunca fue planteada por el contendiente electoral Fernando Solanas Pacheco, a pesar de sus “escandalosas” denuncias y su oportunista discurso dirigido a retomar el control de los hidrocarburos, de los recursos mineros y claro, por oportunista, se olvidó del puerto de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, un tema piantavotos para su potencial electorado que igualmente lo castigó, hasta transformarlo en un cadáver político. Que manera tan simple de hacerse el otario, de hacerle el caldo gordo al poder económico, quienes montados en las ideas mitristas irán por el traspaso.-
En el post del 17 de julio, terminábamos planteando los motivos por los cuales los porteños le daban la espalda al proyecto político de Cristina Fernández, la pregunta sigue en pie. Podemos aventurar que el niño mimado del electorado porteño, con su parafernalia de globos de colores y su discurso vacío de contenido político, tratará de avanzar por el traspaso del puerto. Es hora que las porteñas y los porteños de buena voluntad entiendan que la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, es un artilugio que disfraza las verdaderas razones de la autonomía. El Distrito Federal, asiento de las autoridades del Gobierno Nacional es la capital de la República y no un bastión unitario-conservador generador de riqueza per se, dado que los recursos obtenidos por el puerto y la aduana son de todos los argentinos. Este bastión conservador es también una caja de resonancia política, que también utilizará el niño mimado para catapultarse como candidato en 2015, y que en estas elecciones se transformó en la trinchera de defensa, el último resguardo, de Mauricio Macri y de Fernando Solanas Pacheco, cuando las mediciones como candidatos a la presidencia le daban escasos porotos. La estrategia del macrismo, una derecha rancia, xenófoba y tilinga, fue la misma que utilizó el autorreferenciado candidato del “progresismo”, hoy devenido en cadáver político. Una vez más las patrullas perdidas de la “izquierda” argentina hacen causa común con la derecha intolerante y rancia que expresa Macri. La estrategia de uno de los principales actores del Pacto de Olivos, el Presidente Raúl Alfonsín, no ha brindado los frutos que imaginara para su centenario partido, con solo el 2% de los votos, la gacetillera diputada cornetista Silvana Giúdici terminó festejando el triunfo de Macri e insinuando un apoyo para la segunda vuelta electoral, siendo mucho más explícito el hijo del fallecido líder boina blanca Ricardito, un diminutivo muy bien ganado para el más canalla de todos los contendientes a la presidencia, una pequeñez intelectual que asombra, transformado en vocero de los principales enemigos de su padre. Hoy día, la CABA no es capaz de catapultar un candidato a presidente de la UCR, uno de los motivos por el cual el Pacto de Olivos cobró forma. Si, en cambio, es el trampolín de Mauricio, quien seguramente terminará apostando a las presidenciales de 2015. El proyecto de la república conservadora ya está en marcha, ojalá no haya tanto distraído fuera de la CABA.-

miércoles, 27 de julio de 2011

Eva Perón

Ayer, 26 de julio, al cumplirse un nuevo aniversario de la muerte de Eva Duarte de Perón, se inauguró una escultura gigante en el edificio donde funciona el Ministerio de Desarrollo Social, sobre la pared lateral sur. Justo es decir, que es un merecido homenaje a una mujer que ha marcado la historia política del país, realizado por los artistas Santoro y Marmo. Una mujer que despertó amores y odios, que trazó un surco profundo en la sociedad argentina. Sin embargo, Eva es un ícono de la cultura popular, con sus aciertos y sus errores. Una gran mujer, que entró en la inmortalidad con tan solo 33 años, generando devoción en millones de argentinos y marcando un camino que aún hoy, 59 años después, mantiene vigencia. Sin dudas, Evita agiganta su figura hasta transformarse en un mito que traspasa las fronteras de la patria, llevada al cine y a la ópera, donde fue tratada y maltratada, producto de la mirada subjetiva de las diferentes expresiones políticas y culturales. Sin embargo, es menester reconocerla como humana y aceptar que aún para sus devotos, fue un ser con fallas y errores. De todas maneras, sus detractores se han encargado de remarcarlas, e incluso desfigurarla hasta lo increíble, sin reconocer su espíritu incansable, sus ideas y su acción política, verdaderamente transformadoras, en una sociedad acostumbrada a la beneficencia con los desposeídos. Esta Eva, un espíritu revolucionario, sin las ataduras de quienes ocupan cargos políticos, logró a través de su impostura e incorrección demoler ideas arraigadas en una sociedad colonizada por un pensamiento conservador. La mejor definición del peronismo, a mi parecer, se la escuché a Profesor Grondona. Hace años, en su programa de televisión, contaba que el 17 de Octubre de 1945 estando en su casa, escuchó un ruido en la calle que despertó su curiosidad y al asomarse por la ventana y ver a los “descamisados” preguntó a su madre el origen de esa gente. No podía comprender de donde habían salido, eran argentinos que estaban invisibilizados. La verdadera epopeya de Eva fue poner en superficie a millones de argentinos que “no existían”, que no tenían derechos, ni dignidad, que no habían conocido un regalo de Reyes, que habían hundido sus pies descalzos en el barro. A partir de Evita es que asoma la idea que donde hay una necesidad hay un derecho. Para millones de argentinos es un personaje histórico, a ellos los invito a leer, desde miradas diferentes. En esa lectura descubrirán que alguien que no pasa desapercibido y que es atacado y venerado con pasión, es por definición, un personaje que ha llevado a cabo acciones apasionadas, que revolucionaron el pensamiento de una sociedad que empezó a creer que la movilidad social ascendente era un hecho, no solo un derecho. Millones de trabajadores vieron convertirse a sus hijos en profesionales, los trabajadores alcanzaron niveles de vida jamás soñados, las mujeres accedieron al voto popular, la dignidad alcanzó a todos los argentinos. Sus gestos, su renunciamiento a los honores de un cargo, pero jamás a su puesto de lucha es un ejemplo para los jóvenes de la Argentina contemporánea. “Se que recordarán mi nombre y lo llevarán como bandera a la victoria”, es ahora, más que nunca. Recordar a Eva es una necesidad para todos los que nos sentimos interpretados por el Movimiento Nacional, para reinventarla y adecuar sus ideas y acciones a la época. “El peronismo será revolucionario o no será nada” pero entendido como una verdadera revolución social, con ideas, con praxis, con políticas orientadas a recomponer alianzas con los sectores y clases sociales capaces de continuar con las transformaciones. Hoy más que nunca, recordando a Evita, es que cada argentino desde el lugar que ocupa, debe aportar su valioso granito de arena para que el Movimiento Nacional obtenga los logros que desvelaron a la jefa espiritual de la Nación, sin mezquindades. En la vida política argentina las mujeres ocupan lugares preponderantes, la primera magistratura, una gobernación, centenares de bancas legislativas nacionales y provinciales, ministerios, intendencias, lugares destacados en la Justicia. Sin dudas, Eva Perón contribuyó fuertemente a la irrupción de la mujer en la vida política argentina, abriendo un camino que solo era transitado y ocupado por hombres. Aún sus más grandes detractores deben aceptar, desde una perspectiva histórica, que Evita es un ícono cultural argentino que traspasó las fronteras de la patria, y como tal, merece el reconocimiento de toda la sociedad. Sería penoso que se escriban ríos de tinta acerca del discurso de Biolcati en la Sociedad Rural Argentina, resaltando la figura de Sarmiento, utilizando a éste como contrapunto de Eva. Tan solo recordemos que para Sarmiento el gaucho lo único que tenía de humano era la sangre, y que ésta servía para abonar la tierra. Digo, porque siempre hay algún distraído.

viernes, 22 de julio de 2011

Praxis política (Segunda parte)

La praxis política es un proceso por el cual una teoría o una doctrina política se convierten en parte de la experiencia vívida, las ideas son probadas y experimentadas en el mundo real, seguidas de una profunda reflexión. Entonces, es un proceso en donde el pensamiento abstracto se conecta con la realidad política. La labor de una organización política es establecer una disciplina profesional sobre la praxis política diaria.
El Movimiento Nacional Justicialista es pura praxis política. Sus textos doctrinarios apelaron a ordenar a la sociedad, postulando prioridades y principios. Los más destacados son la Soberanía Política, la Justicia Social y la Independencia Económica.
Pero también el General Juan Domingo Perón decía que la doctrina justicialista se adaptaba al paso de los tiempos, siguiendo a Heráclito, para quien el fundamento de todo está en el cambio incesante. En el devenir, todo se transforma en un proceso de continuo nacimiento y destrucción al que nada escapa. Heráclito fue netamente aforístico, pero sus aforismos eran profundos, no eran los aforismos ridículos y reiterados hasta el hartazgo por un candidato a Legislador porteño.  
Hegel, el filósofo alemán, señalaba que la evolución de una idea se produce a través de un proceso dialéctico, es decir, un concepto (tesis) se enfrenta a su opuesto (antítesis) y como resultado de este conflicto, se alza un tercero, la síntesis. La síntesis se encuentra más cargada de verdad que los dos opuestos anteriores. La obra de Hegel se basa en la concepción idealista de una mente universal que, a través de la evolución, aspira a llegar al más alto límite de autoconciencia y libertad.
A partir de esta breve introducción, no podemos soslayar la necesidad de elevar la cultura política de las masas. Muchas personas que habitan las grandes urbes de nuestro país creen estar altamente politizadas e informadas. Pero la información que reciben es un continuo bombardeo de diarios, revistas, radios y televisión. Estos medios no tienen la misma importancia; recordemos a Profesor Grondona diciendo que el verdadero poder de la prensa escrita radica en que la tapa de Clarín y La Nación marcan la agenda. Es a partir de ellas que el resto de los medios masivos relatan una “realidad”, con la que nuestros sentidos son interpelados decenas de veces en el día. Colonizan nuestra mente, nos montan un escenario en el cual, emulando a grandes actores, minan nuestras conciencias. Por eso la batalla por la Ley de Medios de Comunicación Audiovisuales, por eso los ataques a los periodistas que simpatizan con el Gobierno. ¡La verdadera batalla política es cultural! Ese es el sentido de la verdadera praxis política, es interpelar a un pueblo con mayor nivel de cultura política. A ese soberano no lo podrán seducir con globos de colores y un par de slogans.
La verdadera praxis política es una batalla cultural, ajena al acto eleccionario: éste es un mojón en el camino que debe ser atravesado por un pueblo maduro, que tenga muy en claro hacia dónde vamos y de dónde partimos, y eso lo debe aprender todos los días.
Ahí no hay lugar para “Vos, sos bienvenido” ni el “Juntos, venimos bien”. Ese pueblo no vota globos, vota con esperanza para alcanzar la felicidad. Y tiene en claro que para ello son necesarias la Soberanía Política, la Justicia Social y la Independencia Económica.

miércoles, 20 de julio de 2011

Praxis política (Primera parte)

Se impone en rigor, luego de una derrota en la CABA de gran magnitud, repensar la estrategia política. Quien fuera el fundador del Movimiento Nacional Justicialista, marcaba claramente la necesidad de organizarse. Nos decía, con acierto, que la política no son dos trincheras en cada una de las cuales está uno armado para pelear con el otro. En 1973, nos alertaba que venían épocas de democracias integradas en las que todos luchan con un objetivo en común, manteniendo su individualidad, sus ideas, sus doctrinas y sus ideologías, pero todos trabajando para un fin común. Nos alertaba reitero, que nadie puede hacer una oposición sistemática y negativa, porque los países no pueden ya aguantar una actitud política semejante. Apuntaba a la necesidad de organizarse y elevar el nivel cultural político de las masas.-
En aquella reunión con los Gobernadores Justicialistas, celebrada el 2 de Agosto de 1973, señalaba la necesidad de organizar el Movimiento Nacional, creando un Consejo Superior encargado de la dirección y conducción.-
Por supuesto que ahí, comienza a señalar la necesidad de terminar con las elecciones a dedo, nos insta a organizarnos y dice que solo la Organización vence al tiempo. "Los movimientos gregarios mueren con su inventor, los movimientos institucionales siguen viviendo aún cuando desaparezcan todos los que los han erigido".-
El hombre no vence al tiempo; la organización es lo único que puede hacerlo. Ese mensaje, el líder del Movimiento, se lo transmite a todos los Gobernadores para que llegue a todos los rincones de la Patria.-
Lo más interesante de aquel documento es la que se refiere a la importancia de la acción de los gobernantes, logicamente que ese accionar debe ser constructivo.-
La verdadera praxis política es tener una estrategia, es debatir ideas, es tener presencia en todo el territorio, es dar derechos donde surge una necesidad, es dar trabajo, es planificar el futuro, es dignificar al pueblo, es mantener vivo al Movimiento Nacional.-
La Argentina 2011 no es un sitio en el que florezca una oposición constructiva, con propuestas, es todo lo contrario. El actual Jefe de Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (un artilugio) Mauricio Macri y el actual candidato a Gobernador de la Provincia de Santa Fé, el actor cómico Miguel Torres del Sel, integrante del trío "Midachi", se presentan frente a sus electorados como la antipolítica. Desde ese lugar, ingresan a la arena política. Son la antipolítica que de manera "sacrificada" y por la "gente" tratan de ofrecerse en la contienda electoral. No tienen cultura política, es más, la desprecian. Tampoco tienen Organización solo un comando de campaña que actúa como una central, desde donde se articulan acciones propagandísticas. Se paga para recibir asesoramiento acerca del sentir de los electores, de la "gente" como llaman pomposamente al pueblo. Indagan acerca del sentir de ese pueblo, a través de empresas que estudian el "mercado electoral" y ellos repiten el libreto para llegar al corazón de la "gente".-
Cada distrito electoral tiene sus particularidades, y felizmente es así, es un país diverso con culturas diferentes. La Ciudad Autónoma de Buenos Aires tendrá su balotaje el 31 de julio, en la Provincia de Santa Fé las elecciones serán el 24 del mismo mes. En ambos distritos, el Movimiento Nacional no la tiene nada fácil. Es hora de abrevar en las viejas fuentes, en las del Movimiento y las sabias palabras de su conductor. Además de sacar una radiografía de la oposición debemos hacer nuestra autocrítica, debemos organizarnos y llevar nuestra causa al seno más profundo del pueblo. Jamás subestimar al soberano, pero no perder de vista que en la era de los grandes medios hegemónicos, que hacen un relato mendaz, mal intencionado, parcial y en el que cuidan sus verdaderos intereses corporativos (siempre inconfesables), hay que redoblar los esfuerzos para que el Movimiento nos integre a todos. Que nadie se confunda, "el viento de cola" es una gran mentira, solo es necesario para comprobarlo, mirar más allá de nuestras fronteras y ver la crisis europea y estadounidense. La Argentina tiene una conducción política que mantiene el rumbo y un horizonte lleno de oportunidades.-
El señor Miguel Torres del Sel es un importante productor pecuario, son sus dichos, no se trata de una apreciación. Entonces el señor se candidatea a Gobernador para luchar por su causa, por sus intereses personales, despreciando y desconociendo lo Público. ¿Tan mal estamos para no poder batallar con estos personajes desde la organización y la praxis política?

domingo, 17 de julio de 2011

La Constitución de 1994 y el artilugio de la CABA

En 1994 se reforma la Constitución de 1853, creando un artilugio, la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Hasta ese momento Distrito Federal, lugar donde asentaban las autoridades federales de la Nación. Se crea así, una Ciudad-Estado con la palabra Autónoma precediendo su nombre propio. Un artilugio viciado en su origen, el Pacto de Olivos, donde se generan otras zonceras y disparates, tales como el voto directo de los Senadores Nacionales, aumentando su número a tres por distrito y asignando dos bancas a la mayoría y una banca a la minoría.-
La miopía política del Pacto, cortoplacista y oportunista, generaba un escenario en donde la CABA se transformaba en un distrito con un status jurídico disparatado, con la elección directa de su Intendente, devenido en Jefe de Gobierno y no ya designado por el titular del Poder Ejecutivo Nacional para que se encargue de la gestión municipal. Ese Pacto, imaginaba un Jefe de Gobierno radical dado que el distrito se mostraba furiosamente antiperonista y con un fuerte voto hacia el partido político centenario fundado por Leandro N. Alem.-
La CABA, verdadera caja de resonancia política en un país imaginado federal, pero en los hechos funcionando de manera unitaria, acrecienta su preponderancia y acentúa las asimetrías con el resto del país.
La Ciudad-Estado, verdadero recurso político de vuelo bajo, obtenido por el mal llamado padre de la democracia, acrecienta su poder frente a las provincias. Parece que las huestes radicales, una especie que hoy parece estar en extinción en la propia CABA, imaginaban Jefe de Gobierno de su signo político por cien años y utilizar el viejo adagio, repetido hasta el cansancio en las provincias del país, "Dios está en todas partes, pero atiende en Buenos Aires", con la finalidad de utilizarla como plataforma política para crear candidatos presidenciales con gran facilidad.-
Así planteadas las cosas, asistimos en estos días de cara al balotaje, a un verdadero debate que trasciende lo político. Solo los medios hegemónicos, que defienden sus intereses, los cuales suelen ser inconfesables, centran sus críticas a las palabras de Fito Páez sin entender que el artista nació y creció en Rosario, provincia de Santa Fé. Como tal, este artista se ha expresado, con una palabra fuerte, desdichada, polémica, dice que siente asco por la mitad de los porteños.-
Mal que les pese a los porteños, seguramente las palabras de Fito, expresan a un importante número de personas que nacieron y viven en las provincias, en la Argentina profunda, en el país federal. Esto no tiene que ver con su expresión electoral, esto tiene que ver con las peores tradiciones endilgadas a los argentinos, que en realidad son "porteñas".-
No se puede desconocer que el resultado de las urnas es inapelable, es la voz del soberano, no se puede rechazar ni atacar, solo porque se elige distinto a lo que cada uno piensa. Se está a un paso de exigir el voto calificado, un horror.-
Es en el origen de la CABA, un artilugio, en donde radica el verdadero problema. Para decirlo brevemente, el distrito federal, asiento de las autoridades nacionales transformado en caja de resonancia política. El porteño sintiendo que es el ombligo del país federal y con pretensiones de país del primer mundo siendo apenas la Capital de un país considerado una economía emergente. No es momento para sentir asco por como votan los porteños, me parece que es un momento para plantearnos si realmente somos un país federal, es un momento para repensar si los líderes llevan siempre a su pueblo a un futuro mejor. De todas maneras, mi más sincero respeto por el resultado electoral, porque no se puede rechazar la voluntad popular, no se puede atacar al ciudadano de Buenos Aires porque ha votado, solo se ha expresado en forma soberana.-
En todo caso, deberíamos preguntarnos los motivos por los cuales los porteños le dan la espalda al proyecto político de Cristina Fernández.