Páginas vistas en total

lunes, 24 de octubre de 2011

El Día Después

Ayer, 23 de octubre, fue el día más glorioso en la vida política de Cristina Fernández, con un triunfo sin precedentes. No solo le cabe el récord de ser la primera mujer en la historia argentina de haber alcanzado la primera magistratura, sino que es la primera Presidenta reelecta, la que triunfó con el mayor porcentaje de votos desde el retorno a la democracia en 1983 y con la mayor diferencia porcentual con el segundo candidato más votado.-
Es interesante repasar sus mensajes en la hora más gloriosa, sin estridencias, apelando a un discurso de tono conciliador, convocando a la unidad de todos los argentinos, desalentando los abucheos a sus contrincantes políticos y hasta los dirigidos a su Vicepresidente en ejercicio.-
Repasó sus horas más amargas, recordó el peor momento de su gobierno allá por el año 2009, cuando el Frente para la Victoria fue derrotado en las elecciones legislativas en la provincia de Buenos Aires, en cuya cabeza de lista se encontraba Néstor Kirchner, secundado por el ahora reelecto Gobernador Daniel Scioli.-
Subrayó de su marido, su incansable espíritu de lucha, el no abandonar las convicciones y en practicar en forma hiperactiva aquellas enseñanzas que nos legara el General Juan Domingo Perón. Esto es, “gobernar es persuadir”. No era con encono, ni con la negación de la realidad, que esta podía cambiar. Había que recorrer la geografía del país y explicar al soberano el camino a seguir, los objetivos por cumplir y demostrar que los dirigentes deben ponerse a la vanguardia del Movimiento Nacional y Popular marcando el rumbo.-
Cristina Fernández, trazó una semblanza de su compañero de vida, aclarando que hablaba de él como militante, no como su marido. Para algunos, como este humilde escriba, una aclaración innecesaria, que solo se juzga oportuna por los ríos de tinta escritos por la prensa hegemónica, el doble comando, el ex-Presidente en funciones y toda la caterva de frases descalificadoras, teñidas de una gran dosis de machismo.-
Cristina Fernández, en la soledad del poder y su viudez, con su riguroso luto y sensibilidad emocional ante el vacío que siente por la pérdida de su compañero, se permitió recomendarles a sus entusiastas seguidores que debían organizarse, que debían desplegar militancia territorial. Se dirigió a ellos de esa manera en la Plaza de Mayo, recordó que ese era un lugar de alegrías, pero también de desencuentros.-
Es difícil expresar ideas cuando a las personas nos embarga la emoción, pero aún así, Cristina fue capaz de trazar un camino a recorrer, lo hizo de manera sintética, aunque profunda. Hizo un llamamiento a la unidad, a dejar atrás falsas antinomias, a la construcción del Movimiento Nacional partiendo desde las bases con presencia territorial, a la importancia de los partidos políticos para la salud de la democracia, a generar debates de ideas sin agresiones, a ser grandes.-
Les recomiendo que repasen su discurso. Es impropio hacer lo contrario a lo que pide y más que nunca es necesario recoger el legado de Néstor Kirchner, el actor político más importante de la Argentina en la década pasada.-
No mencionaremos a los perdedores de esta elección, porque sería darle entidad a personajes que no guardan la talla y hasta alguno de ellos profesan desconsideración por el soberano, descalificando al electorado que les dio la espalda por haber seguido los lineamientos de los grupos de poder, sin interesarles jamás hacer el ejercicio, siempre sano y oportuno, de interpretar los anhelos del pueblo.-

2 comentarios:

  1. Me gustaría retomar lo último que escribe, compañero, reflotarlo y subrayarlo. Y es que, en éstas elecciones, los verdaderos opositores fueron quienes sufrieron la derrota (más allá de que lo hayamos percibido) y que, seguramente sean los que vengan a por la revancha. Me refiero, a los verdaderos opositores de los proyectos populares que empoderan Pueblos (con todo lo que pueblo implica, costumbres, identidades, clases).Me refiero a las grandes corporaciones bancarias, empresas tras-nacionales, las costumbres conservadoras que quieren volver a tejerse en nuestra cultura. Personajes como el F.M.I, o el Banco Mundial, -sí, personajes- los grandes oligopolios de medios.. etc.
    Y también creo, que es por eso que Cristina en su discurso hizo referencia a la ORGANIZACIÓN NACIONAL. No por nada, lo primero que hizo Néstor fue -como dirian los escépticos- "cooptar" las organizaciones sociales. Es que Néstor vio que la única manera de sobreponerse a los poderes Conservadores, es con un Pueblo Organizado. Y con Organizado, no me refiero a afiliarse a un partido, o ponerse una remerita de la Cámpora. Sino, me refiero a la Formación, a la Práctica y por sobre todo al Compromiso con un Proyecto Político. Y si no nos avivamos, ahora que los poderes están desenmascarados, a Cristina se le va a hacer muy dificil. Pero, viendo el lado positivo, la base está. La mayor parte del Pueblo demostró que sabe que proyecto político es el mejor, y además quién debe ser quién lo conduzca. Así, que por hoy, a seguir festeando compañero. Salú' y Viva Cristina, Viva Nésto!! Viva Perón y Evita!!! y Viva el Pueblo Peronista!!!!

    ResponderEliminar
  2. creo que no sólo fue el día más glorioso en la vida de Cristina, lo es para los argentinos, para los que estamos comprometidos con el proyecto nacional que ella encara, proyecto al que nos sumamos. Festejo, no por mí, no sólo por haberla votado, festejo por lo que representa para la republica Argentina. Porque no sólo tenemos Patria, tenemos una estadista grandísima a la que hay que apoyar y defender de los mediocres, de los no-positivos, de los cipayos de siempre. Por la memoria de Néstor, por Cristina! qué privilegio vivir estos tiempos! saludos cumpa,
    @pinguinosensato

    ResponderEliminar